​¿Estás nervioso Luisito?

|

Hace unos días, los medios de comunicación de la oposición (El País, El Observador, Radio Carve, los canales 4, 10 y 12), se hicieron eco de las palabras de algunos altos dirigentes del Partido Nacional, criticando con dureza al Ministro de Economía, Contador Danilo Astori. Por ejemplo el legislador Alvaro Delgado dijo que el gobierno “mira para otro lado” ante los problemas de la gente. El ex presidente del Honorable Directorio Blanco, el senador Luis Alberto Heber, dijo que la situación económica del país es “dramática” y que Astori “se equivoca permanentemente”. Finalmente -no podía fallar- el candidato a Presidente del Partido Nacional, el senador Luis Lacalle Pou, sabiendo que cada vez que habla le da titulares al diario El País, dijo que Astori “no emboca una” y que “le erra como a las peras”. Vayamos por partes, como decía Jack.

En el período 2005-2015 nuestro país tuvo en todos los órdenes de la actividad económica un repunte muy importante. Y lo más trascendente de esto: al mejorar de manera sustancial las variables económicas, se notan las consecuencias beneficiosas en lo social, en la vida cotidiana de la gente. En especial de la gente común, la que seguramente no es la que más está preocupando a los tres próceres nombrados en el párrafo anterior, pero que es la gente que más necesita estar bien y que más merece vivir bien.

Hoy la inversión extranjera en el Uruguay es una de las mayores de toda la región, llevando a nuestro país al segundo lugar de la tabla de posiciones en este rubro. No olvidemos que en la campaña electoral previa al primer triunfo del Frente Amplio, el papá del señor Lacalle Pou decía que si ganábamos nosotros, se iba a producir un desbande de todos los inversionistas extranjeros. No solo que no se fue ninguno, sino que llegaron inversiones por miles de millones de dólares, muy superiores a las que habían llegado al Uruguay durante los gobiernos del Partido Nacional y del Partido Colorado. Y esas inversiones trajeron trabajo mejor remunerado para muchísima gente y nunca más tuvimos cifras de desocupación como las de los gobiernos rosados: desde que está el FA la desocupación nunca llegó ni siquiera al 9%; eso es la mitad de lo que llegó a ser con los blancos y colorados en el gobierno. La pobreza cayó en todo el país: era del 34% cuando estaban los tres ilustres en el gobierno y ahora es del 8,5%. ¿Le parece señor Lacalle que le erramos como a las peras?.

Estos dirigentes del Partido Nacional suelen mostrar una gran sensibilidad con los asuntos del campo, se visten de gauchos cada vez que la ocasión lo amerita y hasta hablan como gauchos una o dos veces al año. Pero no votaron la Ley de ocho horas para los peones del campo, seguramente porque querían perpetuar la eterna explotación del campo, aquella idea que siguen teniendo los estancieros de que el peón tiene que trabajar de sol a sol, pero con un sueldo de hambre. Sin embargo la pobreza en el medio rural bajó al 2,1% durante estos años de gobiernos del Frente y ninguna de las leyes que ayudaron a esta disminución fueron votadas por el partido que se autoproclama como el defensor de la gente de campo. Para defender el medio rural, no es necesario posar de gaucho en las cabalgatas y cruzarse un facón a la espalda. Hay que defender los derechos de la gente que trabaja en el campo, los creadores de la riqueza.

¿Que Astori le erra como a las peras? Seguramente Astori no está trabajando para perpetuar los privilegios de los terratenientes, sino para lograr avances en la conquista de derechos de la gente que trabaja. Supongo que el contador se debe sentir satisfecho de saber que estos tres personajes, que no se han caracterizado por trabajar demasiado, estén criticando su gestión: si alguno de ellos hubiera estudiado algo de economía, podría tal vez entender aunque sea alguna de las miles de explicaciones que Astori ha dado en el Parlamento. La vida de la gente común ha mejorado mucho en estos 13 años y los privilegiados de siempre han tenido que perder algunos privilegios. Los mismos que se molestan cuando ven que los pobres tienen un i-phone, que todos los niños tienen computadora personal o que la empleada doméstica les hace reclamos laborales. Hay Frente Amplio para rato.



1 Comentarios

1

Pagamos sueldos al P.Nacional y al P. Colorado x no hacer nada

escrito por Alcides Faggiani 30/sep/18    08:35

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.